viernes, 10 de julio de 2015

Víspera de un festejo familiar: El día de Mari.

Primera parte:

El bosque de Tlazala continúa su desarrollo, aunque su desarrollo implica resistir el embate de las sierras que a veces tumban vidas centenarias. Mi deseo está en ver ese bosque por siempre mientras viva. Ahí están mis amigos. Y ahí está una parte de mi.



Y en la víspera del Día de Mari, ahí están todos, celebrando desde ya el estar juntas. El fuego las reúne. Me uno al festejo.